Header Ads

monster banner

Y MANIZALES GRITÓ ROCK!!


Por Diana Clemencia Marín G.
Fotos: Stephania Cuervo

Con una excelente producción, un sonido impecable y la asistencia aproximada de casi 8000 personas durante el fin de semana, culminó el domingo 16 de agosto Manizales Grita Rock, la cuarta versión del más grande festival gratuito del suroccidente colombiano, que se realiza año tras año en uno de los lugares turisticos mas importantes de la ciudad, el Ecoparque Los Yarumos, que incluyó diferentes géneros, desde blues y reggae hasta death metal pasando por hard core, algo de industrial y punk. Este año en el marco del festival, se realizaron eventos académicos como conversatorios, seminarios y talleres teórico-prácticos que involucraron a músicos y a personajes relacionados con esta industria en la región.

Quiero comenzar esta historia agradeciendo al equipo de producción del festival no solo por su excelente trato con todos los asistentes e invitados, sino por hacer posible con gran esfuerzo, con trabajo honesto y de corazón, que nuestra ciudad tenga un espacio como este, donde todos los ciudadanos se sienten incluidos, donde año tras año el evento da paso a que los estigmas que trae consigo una ciudad un poco “costumbrista” (por no decir mojigata) desaparezcan y ya no sea extraño ver al “peludo” o al “punketo” disfrutar de la libre expresión de su personalidad. El compromiso del staff fue increìble y eso se notó en los resultados obtenidos.

La nueva música, y los nuevos grupos que he escuchado de mi región, el interés de los jóvenes, los nuevos talentos y los veteranos, y en especial este festival, me lleva a mostrar con orgullo mi ciudad al mundo y me permite decir: Esta es mi ciudad, Manizales, con las montañas mas lindas de donde proviene el mejor aguardiente del mundo, con los mejores atardeceres que te hinchan el corazón y repleta de gente cordial que respira rock en cada esquina.

Ahora si, dando paso a la historia que compete acá, todo comienza así:

DIA 1.

Mi llegada al Ecoparque fue sobre las 2:30 p.m. Con tres anillos de seguridad, lo que de entrada daba tranquilidad, llegué justo al final de la agrupación Látex. Cuatro manizaleños que habían ganado su cupo en las previas eliminatorias, me indicaban que con ellos también me había perdido del grupo de apertura llamado Circe, pero quiero hacer la invitación a que ustedes me cuenten un poco como estuvo la presentación de las bandas que no encuentren en esta historia.

Luego vino una banda que me sorprendió, desde Armenia, llegó La Psiko y aunque me daba para pensar que iban a tocar algo diferente, quedé gratamente sorprendida con un buen rock, un guitarrista que le ponía buenos riffs a la tarde y un vocalista con mucha fuerza. Buena banda con buena puesta en escena. Llega Elliot’s Happiest days la cuota bluesera del festival, esta banda cuenta con un recorrido por varios festivales nacionales tan importantes como el festival de Blues y Jazz de La Libélula Dorada en Bogotá y lo demostró con su confianza en el escenario. Y aunque podría llamarse “blues” esta banda tiene algo que me gusta mucho y es como pueden hacer una buena mezcla de sonidos progresivos y transportarnos por ondas con un poco de psicodelia. Es toda una experiencia ver a esta banda con sus flautas y armónicas, quienes seguramente tiene muchos matices más por explorar.

Ya entrada la tarde, comenzó a llegar mas público y eso solo indicaba algo, que el grupo que venía iba a prender la fiesta, y así fue. La Pata Records, grupo de la ciudad con músicos del conservatorio de Bellas Artes, con dub, reggae, y hasta cumbia calentaron al público interpretando canciones de su trabajo Raíces y con algunos covers como Siguiendo La Luna de Fabulosos Cadillacs.

Por un momento, la fiesta le dio paso a un muy buen rock con algunas voces que insinuaban algo de metal. Era Antípoda en escena, quienes fueron teloneros de la banda Opeth en el pasado mes de Abril. Es una banda que comenzó hace unos años con un sonido mas thrash, ahora, después de encontrar el punto de equilibrio entre el rock y el metal, se siente una banda compacta. Un punch de batería sólido, muchos matices en la voz y buenos riffs de guitarra y bajo, fueron la receta para que Antípoda la “sacara del Ecoparque”. El público preguntaba: “Quién es ese man que sube como Chris Cornell?”, y esto hizo que la atención de los asistentes al festival que se encontraran en el mall o la plazoleta se centrara en la tarima. Con la presentación de “Beyond” primer single de su álbum “Manifesto”, queda claro porque Daniel Bergstrand, productor de grandes bandas de talla internacional como Meshuggah, In Flames, Strapping Young Lad, Soilwork y Dark Funeral, no dudó en producir este tema. Una excelente presentación, recomendada sin lugar a dudas.

Faltaban dos agrupaciones y todos estaban a la espera de continuar la fiesta y llegó La Planta, con una propuesta nueva para el festival, que se salía de las expectativas de muchos. Con un innovador género denominado electrolatinfunk, La Planta entregó todo su sabor con una muy buena cuerda de vientos y la percusión que inundaba de alegría y ritmo el escenario Los Vientos. Esta agrupación bogotana cuenta en su titular con excelentes músicos, dos de los cuales son de la ciudad de Manizales y estaban felices de tocar en su tierra para un evento de esta magnitud. Después de su excelente presentación en Rock al Parque esta agrupación llegó a Manizales y entregó un buen show que dejó a todos con ganas de seguir la fiesta. Despidiéndose con La karimañola, La fiesta en corraleja y La rockera, dieron paso a Providencia, grupo antioqueño esperado por todos los seguidores de estos ritmos tranquilos. Con las canciones de su disco “Radio Candela” como Tres Palabras y una versión de Calle Luna Calle Sol de Héctor Lavoe, pusieron una buena onda de reggae con matices de Dub, rocksteady, socca, y ska. Y así termina el primer día de festival, todo el mundo tranquilo y contento a seguir la fiesta en una fría noche Manizaleña.

DIA 2.

Para el segundo día mi cita con el festival comenzó sobre las 3 p.m., con una tarde que prometía un buen clima y muchas crestas. A esta hora ya se habían presentado, Amnezia y Casi Muertos agrupaciones de punk de la ciudad, que se ganaron el cupo en el festival por medio de las eliminatorias. Llegué para escuchar un poco del punk que traían los Bombillos Peludos desde Cartago. A esta agrupación con más de 10 años de trayectoria se le siente ese toque fiestero de Ramones y se insinúan ciertos riffs y solos de guitarra bastante rockeros. Una banda muy entretenida para comenzar la tarde.

Desde Medellín y con casi doce años de experiencia llega Escepticos. Con toques fuertes de batería y riffs de guitarra muy marcados, mostraron toda su experiencia, la que han conseguido tocando con las bandas de punk más importantes del país a través de los años y ratificando su presencia en la escena independiente del punk antioqueño.

Continúa la presentación de Maniatikatz, desde Bogotá, tres niñas en bajo, guitarra y voz, acompañadas de un baterista. Esta agrupación nació como una banda de rock, pero con los años surgieron ideas contestatarias en sus integrantes, que crearon el interés de demostrarlo por medio del punk rock. Este es un grupo que no entra dentro de los esquemas del punk tradicional, pero como ellos mismos dicen, lo que les importa es tocar su música y no estar bajo ningún estigma social. Fue muy bueno el recibimiento del público el cual no dudo en poguearse la presentación hasta el final.

Sigue la jornada y se une al evento una de las bandas con mas trayectoria en el punk, Dexkoncierto, quienes en sus inicios hicieron parte de una de las bandas sonoras mas recordadas del cine colombiano, Rodrigo D no futuro, con la canción Futuro es Muerte. Una buena presentación, recordando lo más puro del punk nacional, su vocalista, “Volketo”, hacía honor a su nombre, pero al coger el micrófono entregaba toda la fuerza y honestidad que éste género pueda brindar. El público se alzó en un pogo gigante y muchas personas incluyéndome no pudimos evitar sentir ganas de unirnos a éste. Obviamente, al final, yo no lo hice.

Llegó el atardecer, un atardecer espectacular de esos que solo ocurren en Manizales y de lejos se escuchaban samplers lo que creó expectativa entre los asistentes, estos samplers le daban comienzo a la presentación de Notoken, primera banda internacional en presentarse en esta versión del festival que llegaba desde Guayaquil (Ecuador). Con una muestra de buen punk­-hardcore entregó un show increíble, llena de energía, con el público coreando todas sus canciones como en Niños de la calle, en medio de un pogo que daba por sentado que esta banda era muy conocida y querida en la ciudad.

Y en este punto de la noche, puedo decir que el día dos del festival era un éxito, con casi 3000 personas a la espera de la siguiente banda, el ambiente se sentía festivo, tranquilo, algo que muchos pensarían no podría suceder en un concierto de punk, pero así fue. Luego de una espera de 20 minutos mientras se daban los últimos detalles para que todo sonara perfecto, subió al escenario Nadie, agrupación que tiene sus raíces en Medellín, pero ahora con sus integrantes radicados en Bogotá. Este año se han presentado en casi todos los festivales de Colombia. Estos tres personajes dieron la explosividad por seis, mostraron una banda compacta y poderosa, un baterista exacto y fuerte que apoyaba a la vocal en algunas canciones, el vocalista que a su vez estaba encargado de la guitarra entrego unos riffs certeros, pero debo destacar el trabajo del bajista, pues además de demostrar su talento en el bajo se robó los aplausos del público con su carisma y su papel de frontman. Con la presentación de temas de su nuevo trabajo “Monólogos de un perro con bozal” esta banda mostró su evolución con sonidos hardcore y rockeros sin abandonar su esencia irreverente. Larga vida a Nadie, una de mis favoritas del festival.

Mientras los asistentes buscaban el mejor lugar para no perderse detalle alguno, un telón negro se elevó ocultando el escenario, esto anunciaba la llegada de la agrupación más esperada del cartel de Manizales Grita Rock 2009, La Pestilencia. La banda se formaba tras el telón que minutos después cayó y nos dejó recibir una vez mas, el recorrido por 20 años de trabajo, de esfuerzo y de mucha evolución. La banda reside desde hace unos años en Estados Unidos, pero juegan de locales, son de la casa, y que mejor para celebrar sus 20 años, que con la familia? Con La Pestilencia no hay lugar a dudas, se va a la fija. Un show que abarcó toda su discografía con canciones desde el álbum La muerte...un compromiso de todos de 1989 hasta el álbum Productos Desaparecidos de 2005. Canciones como Anuncia tu muerte, Pacifista, Olé y Sicarios mostraron una banda que aunque ha evolucionado enormemente en su producción, tiene algo que le falta a muchas bandas que salen del país: la honestidad, la calidez y la humildad que nunca los ha abandonado y que dan tantos años de entregarse a sus ideales y a su país que tanto critican y aman. Si no lo pudieron ver, no duden en buscar una de las fechas que queda del tour en el país. Se presentaron en casi todos los festivales del país, le abrieron a Metallica, tocaron en Rock al Parque con Molotov, ANIMAL y Ángeles del Infierno, estuvieron de gira con Sepultura, tocaron con todas las bandas que fueron alguien en el país durante los noventas… personalmente opino que La Pestilencia es un patrimonio nacional, felicitaciones por ese buen toque y que vengan otros 20 años de mas hard core!

DIA 3.

Un día frío y pasado por la lluvia no impidió que más de 2500 personas asistieran al día de cierre del festival Manizales Grita Rock 2009. Era el día de metal, como es conocido por los fieles asistentes al evento, y aunque yo no pude llegar hasta entrada la tarde, mencionaré a las bandas que tocaron este día antes de mi llegada. Abrieron Arkhan y Per Mortem de la ciudad de Manizales, representantes de la magnífica labor que hacen las casas de la cultura de los diferentes sectores de la ciudad. Les siguió Mechanical de Medellín, esta era una de las bandas que quería escuchar, según una buena fuente estuvo genial la presentación con un industrial muy bien hecho. Desde Armenia llega Evil Darkness, esta agrupación cuenta con cuatro años de experiencia y dos discos de Death Metal.

Llegué al lugar en el momento en el que Thunderblast comenzaba su presentación. Esta agrupación de metal bogotana, ha sido parte de varios festivales del país y el año pasado tuvieron la oportunidad de compartir tarima con Carcass y Paradise Lost en el festival Rock al Parque y esa misma semana telonear para Judas Priest en Bogotá. Con una completa muestra de sus trabajos When the zombies rise y Warzone, pusieron a la gente a mover las cabezas, fiesta a la que me uní cuando hicieron un cover de Symphony of Destruction de Megadeth y Damage Inc de Metallica. Esta banda estará como opening act de Vision Divine en Octubre y de Dragonforce en noviembre de este año.

Entrada la tarde y con lluvia aún, sube al escenario Athanator de Medellín, esta banda tiene un recorrido de casi 20 años en el mundo del metal y tiene dos discos prensados, para septiembre de 2009 se espera el tercero que se llamará Architect of Disaster. Una presentación con muchísimo poder que fue muy bien recibida por el público. Con canciones como Army of death o The smile of the death prendieron el espíritu metalero de los asistentes. Unos muy buenos punteos y solos ofreció el guitarrista, pero sin duda los aplausos se los llevó la solida ejecución del bajo. Continuaba la onda de hacer covers de Metallica y Athanator puso su cuota con Sick and destroy. Esta banda le abrirá para su gira en el mes de octubre en Colombia a una de sus influencias: Onslaught.

Ahora les contaré de la banda que para mí se lleva los méritos de lo que pude ver en este día. Desde Venezuela, Krueger. Subieron al escenario y comenzaron el show, y después de unos minutos introductorios apareció el vocalista, vestido hasta la cabeza de cuero y puntudos taches, dando la impresión de que algo extremo iba a pasar. Y así fue, asombrosa la ejecución de instrumentos, un talentoso guitarrista y unas letras repugnantemente divertidas, que eran explicadas con un acento venezolano que desaparecía por causa de fuertes guturales cuando comenzaba a cantar. Considero que el show además de los talentosos músicos estuvo en las manos del ingeniero de sonido del grupo, quién pudo llenar el espacio completamente y tomar toda esa potencia del buen montaje que ofreció el festival, para hacer sonar compacta y maravillosamente a la banda. Este es un excelente grupo con demasiado carisma y al cual espero tener la oportunidad de volver a ver. Del tercer día, éste es mi recomendado.

Y para cerrar el festival, otra banda internacional. Aunque días antes del festival se había anunciado la presentación de Sothis, agrupación norteamericana de Black Metal, esta banda no se presentó por razones ajenas al festival. Pero como una buena organización lo puede todo, rápidamente entró al cartel Incantation, una institución del Death Metal. Con casi 20 años en escena, esta agrupación de Pennsylvanya - Estados Unidos, realizó un show con las principales canciones de su discografía las que disfrutaron sus seguidores que seguían al frente de la tarima, mientras otra parte del público se disponía a salir del Ecoparque.

La última sorpresa me la llevé en la fiesta de cierre del festival (una muy buena fiesta por cierto), en donde se presentaron Sativa y Radio Gandsta, participantes del festival el año pasado y Mr. Bleat una agrupación de Medellín que me llamó la atención por su propuesta innovadora y la energía que despedían sus integrantes y en especial su vocalista, que nos puso a bailar a todos.

Y con éxito termino así el festival y Manizales una vez más gritó rock. Es posible que los organizadores superen el éxito obtenido éste año? Creo 100% que la respuesta es afirmativa, pues como todos los años, el maravilloso trabajo en equipo que realiza la organización se nota inmediatamente. El rock en mi ciudad crece cada día y lo mejor es que todos somos parte de esto de una u otra forma.

Fundacion L.A.Rock 2016. Con la tecnología de Blogger.