Header Ads

banner_premios_usa

EL EJE CREATIVO

En la cuarta batalla de El Monster del Rock se dio un fenómeno que a mí me gusta porque le da orden a las cosas, esto no quiere decir que sea mejor o peor o que así deba ser, ya saben que en las prácticas artísticas no hay forma o limite. Pero vi que varias de las bandas trabajan al servicio de un eje creativo que no siempre debe ser la voz principal. Y este formato funciona ya que se trabaja por un todo y se entiende que la fuerza que rige la creatividad entonces sería uno de los integrantes. Otros grupos trabajan en colectivo.

TERRAYAMA es un ejemplo de lo que les digo, la banda trabaja en función del eje creativo de Andrés su front man que desborda en energía, su voz es poderosa pero a veces se pierde en la emoción y eso hace que se suelten unos desafines cuando sube, pero siendo sinceros la voz es el poder de la banda, sobretodo porque en la batalla el guitarro dejo perder su sonido en el amplificador y entonces le dio protagonismos excesivo a un bajo que a veces no sonaba o que en ocasiones no siguió las líneas melódicas tal vez por esperar a escuchar la guitarra. Por lo tanto todo el concierto recae esta vez en la batería y la voz. Yo opino que si TERRAYAMA encuentra su agarre, si logra agarrar el sonido del trio de instrumentos, haría un colchón perfecto para que la voz se vaya sola en esa ola, mientras tanto es difícil porque la voz entonces está jugando un papel aparte, es como si Andrés cantara y los músicos trataran de acoplarse a lo que está pasando, no como canciones sino más como una improvisación. Si la banda logra hacer esto, será un tote en vivo.

LICHT tiene cosas muy bonitas, los músicos son buenos y la música fluctúa entre varios ritmos que no necesariamente buscan hacer mover las cabezas. Hay tipos de Rock y este es para escuchar. Los conozco hace tiempos pero increíblemente es la primera vez que los veo en vivo. Me gusta mucho la forma de tocar de su baterista, relajado y contundente. Lo que le falta a LICHT es proyectar un poco más de alegría, de convencernos que están disfrutando ese toque y disimular un poco esa timidez y esos nervios de Andrea su vocalista.

Jambora tiene algunos puntos muy buenos comenzando por su bajista, en el recae toda la responsabilidad melódica, es creativo, hace buenas líneas y se compenetra muy bien con su baterista. La música es fresca, es disfrutable pero en esta oportunidad tenían problemas porque una de las guitarras estaba bastante desafinada y esto ocasionó que su front man se estresara, o no sé si fue esto o que no encontraban un cable o qué, pero su el front man está mal, muchachos toda la banda está mal porque al fin y al cabo l la alegría, el “mood”, la cara de la banda está en su front man, y esta vez estuvo parco, serio, contrastaba mucho con la alegría de la música, ¡por Dios pero si Jambora es una fiesta ¿Por qué el vocal esta emputado? Esto peso mucho. Me encantaría volver a verlos en un toque donde salgan mejor las cosas, definitivamente es una buena banda que tiene mucho para dar.

Los MAD DOGS la tienen fácil, ellos no están innovando, ellos no están en la búsqueda intelectual o filosófica del sonido, ellos están Rockeando. Punto, nada más. ¿Qué Heavy Metal puro? Si, ¿Qué es un cliché? Claro, pero funciona. Miren, la reflexión es la siguiente, no importa que haga usted, hágalo bien, ellos no se complican, tocan lo que les gusta, de la forma en que debe tocarse, como lo han dictado tantos y tantos ídolos durante años y la energía es genial, es un concierto de Rock, que se solla. Triunfar en Colombia con un ensamble como este es difícil, pero definitivamente Mad Dogs suena muy bien y la energía es desbordante. Buena por la pinta y la puesta en escena.

Me da mucha pena no haber podido escuchar a INK AND PAPER como debía ser, mucha gente me ha dicho que es una banda excelente, lamentablemente su baterista tuvo un problema y ellos decidieron hacer un recital de guitarra y chelo, un poco rosa para la noche pero que dejo muy en claro que son artistas, que son músicos, que su música es profunda y va más allá del acto de montarse a una tarima a gritar y que tienen en sus manos al menos una canción que puede llegar a ser un hit. ¿Para que un hit? Porque un éxito no lo escribe cualquiera, si esto fuera así, este mundo estaría lleno de éxitos y Colombia sería la meca del Rock. Esta es otra banda que en realidad quisiera tener la oportunidad de escuchar de nuevo con todos los fierros, mientras tanto me llevo en la cabeza la canción de los Búhos, no recuerdo su título exacto, con tintes de Radiohead y Soda. Muy loca, muy bacana.

Y para finalizar la noche llegó la sorpresa. Yo había escuchado varias veces a Ciudad Frenesí desde hace años, son chicos que desde muy pequeños andan estudiando rock, han crecido y después de unos cambios se convirtieron en Piel Camaleón. Comenzando por el profesionalismo pocas veces visto en una banda incluso de los más viejos, ellos acomodaron todo sin chistar y callados iniciaron una presentación que para los que gustan del rock tradicional, tranquilo, lleno de fusiones estuvo excelente, supongo que para los más metaleros es un momento eterno. La calidad de la interpretación de los músicos es innegable y a su front man s ele nota el recorrido. Hay algo que me preocupa en ellos, tal vez por estar desde hace tiempo en los escenarios, se pierde un poco esa esencia inocente que debe tener una banda tan joven, no quisiera verlos tan serios, tan “perfectos”, me gustaría ver más esa juventud, esa rebeldía, pero son ellos, ellos deciden. Hicieron cosas que se logran con mucho ensayo, sus instrumentos son el reflejo de la forma en que viven la música. No quiero irme en halagos porque lo que quiero decir en realidad es que son una buena banda, que podemos estar viendo algo que de esperanza.

Y bueno, debía esta crónica porque la primera fue más una reflexión para mejorar la escena. Hay que volver a los bares muchachos, hay que volver a los amplificadores de 10W y las guitarras guerreras, hacer toques de calle, de amigos, recordar que el rock nace en el alma no en la tienda de instrumentos, que es la vida misma. Hay que sortear los problemas, si se apaga el ampleto, préndalo ¿Por qué tiene que venir alguien a hacerlo?, si le pita el micrófono vaya y bájele, si la gente está aburrida levántela. Vivan el Rock como debe vivirse, eso es una locura, no una tortura. Saludos!!!

@felipeszarruk
Subterránica

Fundacion L.A.Rock 2016. Con la tecnología de Blogger.